10 años de compromiso

Michelin

Michelín apostó por asociarse con valores que potenciaran su marca a través del marketing experiencial. Su apuesta por el respeto al medioambiente, sus medidas en favor de la seguridad vial o su colaboración con proyectos solidarios son aspectos menos conocidos para el gran público pero que forman parte del ADN de la marca Michelín. Para ello, diseñamos una experiencia que permitía sentir la marca más cerca que nunca. 

Michelín convirtió a los conductores en los protagonistas de las pruebas en un circuito cerrado por medio de un simulador virtual. Podían acelerar, frenar, chocar o volcar un vehículo de manera virtual y comprobar su adherencia, la presión de los neumáticos o la capacidad de frenada como si fueran probadores profesionales.

El Roadshow incluía un campo de fútbol de césped artificial tratado con materiales provenientes de neumáticos reutilizados sobre el que se disputaron decenas de partidillos en las ciudades que visitó el Roadshow. 

Por último, quisimos representar el compromiso social de Michelín con un sistema de bicicletas estáticas al que cualquier ciudadano podía montarse para dar pedales y sumar kilómetros, que posteriormente Michelín convirtió en euros donados a fines benéficos. 

 

 

TOP